Escuela de perros superdotados: Un proyecto nazi.

Es por todos sabido que la locura nazi bajo el mandato de Adolf Hiler durante el III Reich tiene un largo recorrido sorprendente, y este proyecto no es ninguna excepción. Bajo el propósito de crear una raza suprema de Seres

Margarethe Schmitt junto a siete de sus perros-alumnos.

Humanos idearon abominables experimentos y creyéndose dioses uno de sus propósitos fue el enseñar a los perros a hablar, leer y escribir. Sí, como leéis, hablar, leer y escribir para tener un ejército de cánidos a su servicio.


Los alemanes veían la inteligencia de los perros a la par que la de los humanos por lo que decidieron crear un proyecto con su posterior escuela para sacar de ellos su mayor rendimiento. La escuela se instaló cerca de la ciudad de Hanover y se llamó Tier-Sprechschule ASRA estando bajo la dirección de Margarethe Schmitt desde 1930 hasta finales de la II Guerra Mundial.

No obstante no fue la primera vez que se realizaron proyectos con animales par poder compartir su inteligencia. Ya en 1920 el comerciante y parapsicólogo Karl Krall realizaba pruebas entre humanos y perros tal y como se puede observar en la imagen pues consideraba  que había un vínculo y un flujo especial telepático entre ellos.

Experimento con Karl Krall (Dcha)

Jan Bondeson autor del libro: Amazing Dogs: A Cabinet of Canine Curiosities nos cuenta cómo Rolf, un Airedale terrier que regentaba la escuela era capaz de “hablar” tocando con su pata un tablero de madera con los signos del alfabeto agrupando las letras para hacer palabras. Otro de los perros, un Dachhund llamado Don, se dice que era la delicia de Adolf pues al ser preguntado por quién era Hitler éste respondia: “Mein Führer”, además de que al tener hambre pedía pasteles. 

El Airedale Rolf


Los perros de la escuela actuaban en muchos locales y hacían un verdadero espectáculo pero el patrón al que respondían era más bien a un acto repetitivo que habían aprendido que a una respuesta espontánea y personal de cada perro. 

Hitler, no obstante, sacó un buen provecho de este proyecto pues los perros más capacitados fueron enviados a los campos de concentración y utilizados como perros de vigilancia.


Parte de su filosofía era que había un fuerte vínculo entre el Ser Humano y la Naturaleza y creían que un buen nazi debía ser amigo de los animales. Por ello, cuando se comenzaron a internar a judíos en los campos de concentración la cúpula nazi comenzó a recibir escritos recriminándoles el abandono de sus mascotas (no por el hecho de exterminarles, claro está). 

Aunque no está demostrado que las SS caminaran junto a perros habladores sí que el perro tuvo un papel muy importante durante el nazismo y la II Guerra Mundial. Hitler era un gran amante de ellos, aunque esta fuese una “pequeña” faceta de su deplorable carácter.

Fuentes e imágenes:

-http://www.dailymail.co.uk/news/article-1390340/Dr-Jan-Bondeson-Nazis-tried-teach-dogs-talk-read.html


-http://en.wikipedia.org/wiki/Jan_Bondeson


-http://en.wikipedia.org/wiki/Hundesprechschule_Asra


http://www.rinconabstracto.com/2011/05/los-nazis-trataron-de-ensenar-los.html

-http://www.telegraph.co.uk/news/newstopics/howaboutthat/8532573/Nazis-tried-to-train-dogs-to-talk-read-and-spell-to-win-WW2.html

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s